martes, 9 de septiembre de 2008

La tortilla de patatas, invento extremeño

Pues sí, más allá de los discursos institucionales en el Día de Extremadura y de cualquier razón que podamos ofrecer como respuesta a aquellos que nos quieren mal y se mueren de envidia, los extremeños tenemos un motivo más para sentirnos orgullosos. No lo digo yo, sino un prestigioso investigador del CSIC --qué lejos quedan ya los meses que pasé como becario en tan magna institución--, que tras una sesuda labor de varios años estudiando documentos y visitando archivos, afirma que la tortilla de patatas se inventó en Villanueva de la Serena.

Quienes me conocen, saben que la gastronomía me pierde. Además, pienso que debo sentirme dichoso por haber nacido en esta región, donde vayas al sitio que vayas, siempre te van a dar bien de comer. No quisiera enumerar, porque se me hace la boca agua: migas para desayunar, gazpacho y frite para comer, bocadillo de jamón para merendar…, y no hablemos ya de los vinos o los postres, de los quesos... Sin desmerecer los callos madrileños ni la butifarra catalana, siempre preferiré mi dieta mediterránea con sabor a dehesa. Sobre todo ahora, cuando resulta que el plato más internacional de la cocina española --del estado español, como dirían algunos--también tiene origen extremeño. ¿Esto no cuenta para las balanzas fiscales? Pincha aquí y aquí, para leer más sobre esta interesante y nutritiva noticia.